miércoles, 4 de enero de 2017

Nunca quise ser princesa


Ilustracion by Lidix

Crecí como tantas niñas, con Disney y las princesas de cuento, pero yo no quería ser princesa, quería ser el principe que la rescata, Annie Oakley o la chica pirata y cuando fuí haciendome mayor quería ser la femme fatale porque me parecía que, en contraposición a la ingenua, ellas sí sabían cómo salirse con la suya Ignorante de mí, eran mujeres fuertes, sí.. casi siempre malvadas y con recursos pero-de eso el film noir tiene la culpa-ellas tambien terminaban "fatale".


No, no he hecho una lista de esas con los propositos que nunca cumples, he hecho un repaso y me temo que las asignaturas siguen pendientes. Sin embargo quiero creer que algo mejorará, como en esos cuentos felices y bienintencionados.
Os enlazo una entrada de este apartamento sobre cuentos
cuentos que beben de historias "de terror".
 Se dice  que Disney "nos confundió" en su afán de endulzarnos el cuento, los roles, esos modelos a imitar, todo es discutible pero no hay que olvidar el contexto..., yo no lo creo, en serio... ni el principe era tan estupendo ni ellas tan tontítas... los dragones son otros y las brujas..bueno las brujas tienen mala fama pero despues de lo de Salem nos parecen unas incomprendidas, además  siempre pueden recurrir a sus trucos y maleficios. Eso enseguida lo aprendes.




Y sí,  el amigo Walter era todo un personaje con luces y sombras pero..¡qué buenisimos ratos nos hizo pasar! (creo que su empresa sigue en el empeño)
De las princesas ¿qué decir...? no nos engañemos, nos gustaba la ropa y las diademas...si son con diamantes mejor... ya lo decía Marilyn... y si estaban prometidas,  era con el amor verdadero, un tipo valiente que se dejaba querer,  y ¿ qué decir de las que navegan por la galaxia, se enfrentan al Imperio junto con un grupo de rebeldes sin temor a oscuros tipos con casco y espada laser? 
A esas no las detiene nada, ni un padre siniestro que te abandona ni el emperador del lado oscuro. Lado oscuro -que todos poseen- porque de los cuentos sólo nos quedamos con la magia... 






Y de Carrie Fisher que es la "princesa"  que me ha llevado a hacer esta entrada, de la que se ha escrito mucho estos días, de su familia, su enfermedad, sus adicciones... nos quedaremos con la ficción y sus frases ingeniosas..

"Cuando Harry encontró a Sally " 
 y por supuesto la fantasía... con esa Leia-su personaje más icónico- marcando el camino del héroe... capaz de salvar a Han Solo y ahorcar a Jabba ( De armas tomar ), recordaremos que se puede sobrevivir-tambien en esta galaxia- si te enfrentas a tus demonios con inteligencia y sentido del humor( ellen chats with Carrie.)
 Morir sobrevolando el espacio es una ironía del destino. 

SALUDOS AMIGOS
ABRIL 

       

20 comentarios:

José Luis Martínez Clares dijo...

Ah, qué grandes historias!!! Me quedo con las chicas noir... se ve que me gusta sufrir... o con una princesa galáctica y rebelde. Besos

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Que fascinación despiertan las mujeres fatales, aun siendo letales.
La maldición de los Dain tiene en Aaronia Haldorn una interesante exponente. Que fascina al detective protagonista. Y se sale con la suya.

Me gusta que hayas incluido el enlace que te pase, en tu interesante entrada.

Saludos.

Melmoth el errabundo dijo...

Creo que en el fondo, sí fuiste una princesa, al menos interiormente, como nosotros, los príncipes destronados. El cuento de hadas no cesa nunca, mi querida amiga, se transforma y nada más. Una niña sensible necesita ser admirada, reconocida, sentirse guapa, irresistible, vulnerable cuando le conviene para que su príncipe (aquel niño guapo del cole) pueda socorrerla en cualquier momento. Una princesa no es cobarde, ni tonta, ni indefensa (todo esto es fruto de la mala literatura) sino todo lo contrario. Las artes de la seducción siempre estuvieron allí por eso existe el film noir y la mujer fatal. Si, vale, hay algunas que son malas, pero hacen que las historias sean más grandes (las mujeres fatales son guapísimas y con carácter). La Emperatriz infantil de La historia interminable (hablo de la novela de Ende) es preciosa y se muere por olvido. Han Solo no puede soporta a la princesa Leia, solo busca beneficios y al final los encuentra: la princesa Leia desmelenada en El imperio contraataca, con aquella mirada de enamorada y llena de pasión carnal. Y paro ya porque esto puede hacerse muy largo y los cuentos deben acabar, con o sin final feliz.

Sí, fuiste una vez una princesa y creo que todavía lo sientes en tu fuero interior. Yo, en las reuniones de amigotes nos reímos de los príncipes azules, pero nunca, nunca, nunca, les confieso que sigo siendo un príncipe azul.

Besos

Juan Herrezuelo dijo...

Me gustan los llamados clásicos Disney, incluidos aquellos estupendos cortos de Donald, Mickey y Pluto que durante mi niñez eran parte esencial de la Navidad. Pero del actual universo Disney, con sus chanels y sus tenebrosos tomorrowlands, tengo la peor de las opiniones, y cuando digo la peor quiero decir la peor que tú puedas llegar a imaginar, de las que entran de lleno en el terreno de las teorías de la conspiración… Pero dejémoslo, estamos comenzando un año y quiero sobre todo desearte lo mejor para estos doce meses. Ah, y sobre la muerte de Carrie Fisher, que lamento, naturalmente, tengo que decir que no me ha tocado tanto el corazón como la de su madre, a la que también recordaste en tu anterior entrada: soy, de largo-largo, más de Cantando bajo la lluvia que de Stars Wars. Parece, además, que era una buena escritora, y quiero volver a ver sus Postales desde el filo. Un beso.

David dijo...

Me gustan más las mujeres buenas que las "fatales". Con esas, nunca acabas de terminar bien (jaja). Creo que la Barbara que has puesto de Bola de fuego es más buena, que "fatal". La Barbara de Perdición sí que es "Femme fatale".
jo! Qué bueno es John Williams. Suena el vídeo mientras escribo esto.
A mí me gustan las películas de Disney cuando son buenas. Clásicas y modernas. Cuando no me gustan, pues no me gustan. No hay más cascaras. Lo del tema de la empresa, marketing, los mensajes o cómo los entiende la gente, son ya otras historias...
Me gusta el dibujo de Lidix.
Un saludito.
PD: La frase del gif de Carrie tiene su coña.

abril en paris dijo...

JOSE LUIS MARTINEZ CLARES :

La seducción, amigo mio la seducción... ¡cómo nos gusta ese cosquilleo en el estómago o el dolor de corazón mientras perseguimos un sueño...! La vida es más "interesante"...al menos en la ficción.

Besos, amigo poeta

abril en paris dijo...

EL DEMIURGO DE HURLINGHAM :

Así es. La culpa la tiene el noir ya digo..la literatura, el cine...las mujeres bellas y los tipos con gabardina que se pierden por una caida de ojos y un movimiento de melena...ay ay !!

Gracias de nuevo, Demiurgo.

Un placer.;D

Saludos

abril en paris dijo...

MELMOTH EL ERRABUNDO :

¡Cuánto me gustaría ser tan ingeniosa como nuestra amiga Carrie Fisher para agradecer con inteligencia y cierta chispa tan estupendo comentario, amigo Paco !

Quisiera creer que queda algo de esa niña que se perdía encantada entre las páginas de un libro o en la sala de un cine, inventando historias despues en el patio del colegio...

De las seductoras...las buenas, aunque ya sabes lo que decía Mae West...;D

De los principes...no me importa el color, con tal de que no se conviertan en sapo jajaja

Gracias, Melmoth, un beso de princesa

abril en paris dijo...

JUAN HERREZUELO :

He de reconocer que nací más tarde de lo que quisiera porque mis gustos tambien van por ahí, pero no me resisto ante una buena historia si está bien contada. Si me llega no miro la fecha, pero sí, mi corazón se pierde por Baxter y Kubelik y... ya sabéis quién (es)más.. que para eso tengo la inmensa suerte de recibir vuestras visitas en éste apartamento parisoletano
Ellos tambien habitan en éste espacio. Añadimos sillas y banquetas alrededor de la mesa..ahora Debbie y Carrie que, después de todo, quieren seguir juntas.

Gracias, Juan.

Un beso y ¡ feliz año !

abril en paris dijo...

DAVID :

Jajaja...las buenas y que lo están perdón, las que lo son... aunque parezcan lo contrario como Barbara, sí en Bola de fuego es de esas.En Perdición es justo lo contrario...por cierto qué buena es/era Barbara Stanwyck..esa periodista de Meet John Doe !
Siempre hay alguna de esas "que se redime" como Gloria Grahame..pero algunos se chiflan por las otras. Como lo de los "malotes" que luego tienen el corazón tierno y se portan como caballeros.
Pero hay que reconocer que hay malos y malas muy "interesantes".

Lo de Mr. John Williams no es de ésta galaxia jiji

Vaya el agradecimiento por lo que le toca a Lidix.

Saluditos

P.D. Carrie era realmente ingeniosa. Tengo que hacerme con sus libros.

miquel zueras dijo...

Aaaay... ver a la princesa Leia encadenada junto al viscoso Jawa marcó a fuego las mentes adolescentes de mi generación.
Pero sí que las mujeres fatales son mucho más interesantes. "Las chicas buenas van al cielo, y las malas... a todas partes."
Mis mejores deseos para este año, Abril!
Borgo.

abril en paris dijo...

MIQUEL ZUERAS :

Esa imágen ha pasado a ser una de las más icónicas de los últimos tiempos, no sólo para los fans de la saga. Cuando algo se incorpora a la cultura popular, a las series (Friends, Big Band Theory) al argot...a los monólogos del club de la comedia..cuando la misma Carrie se ha reído de su imágen..ya no se puede ignorar.
A la misma Debbie Reynolds le gustaba decir que ella era más conocida por ser la madre de la princesa Leila, como si su trayectoria no fuese importante.

Estoy muy de acuerdo con esa frase de Mae West, bien entendida claro...jaja

De nuevo, felicitar el año y desear que empiece bien y termine mejor.

Saludos, Miquel.

Josep dijo...

Hiciste bien al no pretender ser princesa, porque te hubieras hartado de besar sapos, reconvirtiendo bellos e ineficaces príncipes: uno mira esas historias de Disney y no acaba de entenderlas o, mejor, de comprender cómo las mujeres no se soliviantaron ipso facto con tanta dulzura empalagosa: seguramente porque las fatales, con ser pocas, equilibraban el fiel de la balanza:puesto a elegir, escogería sin duda dejarme seducir por la pérfida Kitty Collins (o sea, Ava Gardner) ocupando el lugar del fornido Burt que, mira por donde, bien que espabiló, llegando a sargento conquistador mientras la guerra empezaba....
Ser princesa no es una bicoca; fíjate: o acaban siendo reinas o acaban casadas con un dipsómano impenitente: no es plan: mejor ser "fatale", siempre puede salir bien la cosa y acabar presidiendo la pepsicola, que no es moco de pavo.
Además, ¿para qué ibas tú a querer ser princesa cuando ya eres Milady?
Besos.

abril en paris dijo...

JOSEP :

La verdad..ahora que no nos oye nadie..algún sapo si que besé pero enseguida aprendí la lección jaja XDDD
Lo de la dulzura empalagosa tambien se cura, con el tiempo varía el apetito ;)
Y sí, lo de la realeza no es una bicoca..¿has visto The Crown? además de dipsómano puede resultar abarraganado, petulante, currutaco, pisaverde...lechugino.;P

Y lo malo de ser fatale es que tiene mala prensa y según en que contexto puedes terminar con gente poco recomendable...lo de la pepsi-cola a mí sí me resulta empalagoso, lo siento querido pero ya sabes que lo mio son otros espumosos y desde luego no me veo presidiendo multinacionales.;D

En todo caso lo de jugar a detectives como "ayudante" de un vicario me atrae más...XDDD

Besos. Milady

Josep dijo...

¡Ah, Milady!
Pronto veremos cómo ése vicario tan rubio lidia con la mochila que le ha caído estas navidades pasadas....
Y no me extiendo más ni añado más tercios por no embarullar.... con todas las últimas novedades.... ;->
Besos.

abril en paris dijo...

JOSEP :

Estamos atentos y encantados...ese encuentro con personajes tan entrañables ha sido uno de los regalos de fin de año.

Estoy segura de que tribulaciones no le van a faltar a Sidney Chambers pero tambien que sabrá sortear las dificultades porque inteligencia y corazón no le faltan...tiene muchos aliados y amigos, junto con un gusto musical exquisito.

De otros inglesitos londinenses nada diré yo tampoco ...por ahora.
Y sí, se acumulan las novedades, elemental querido amigo estrenamos año.

Besos. Milady

V dijo...

Disney al igual que Leia...que decir...es que son y serán inmortales...generación tras generación...y a eso acceden muy pocos, como muy bien dices pese a sus luces y sombras...
Al final da igual...forman parte de una memoria que de una forma u otra nos acompañará siempre.
Y eso forma parte de uno de los haberes que jamás se reconocerá a Lucas y cía..y a la propia Carrie...en un época en la que los mitos cinematográficos habían desaparecido, llegaron estosy ahí seguirán, junto con otros que surgieron después y que aguantan...Jack, Clint...pocos más...y Leia no necesita criogenizarse como Walt...para nada, solo hay que ver el vídeo final. Un abrazo. A ver si por fin puedo comentar como es debido. Un abrazo

Fernando R. Genovés dijo...

Ah sí, amiga Abril, sobre el cine (así como en las artes, en general) digo lo que Vivien Leigh en 'Un tranvía llamado Deseo": "No quiero realismo. Quiero magia". El cine, por excelencia, consiste en el arte de la ilusión, en todos los sentidos. Para el realismo... ya está la realidad. Al menos, eso creo yo.

Salucines

abril en paris dijo...

VICTOR :

Sí, éste año la escalera hacia el Olimpo tiene más tráfico del habitual..no sé si algunos viajan en avión o con sus propias alas. O,perdona el chiste, en El Halcón milenario.

Tienen suerte, ellos sí son inmortales...al menos para el resto...Fly me to the Moon

Siempre has comentado como es debido jaja... nos llega y eso es lo que importa.

Un abrazo

abril en paris dijo...

FERNANDO R. GENOVÉS :

Creo en la magia está claro. Y como quedan pocas islas para naufragar, el cine y sus "hermanos" serán nuestro último refugio.

Siempre un placer, amigo Fernando.

Salucines

EL SIMBOLO DE PARIS

EL SIMBOLO DE PARIS
Acuarela Fabrice Moireau.Rue Saint-Dominique