domingo, 3 de septiembre de 2017

Aquellas mujercitas

NO.
Que no os llame a engaño el título de la reseña, no vengo a hablaros de Jo, Meg, Beth y Amy March protagonistas de la obra de Louisa May Alcott (1832–1888) "Little Women" y su continuación Good Wives...,la vida de cuatro niñas que se convierten en mujeres con la Guerra Civil en los Estados Unidos, de fondo. Todo un clásico de la literatura, aunque algunos se empeñen en decir que es una  novela "cursi" para niñas.
Ya me gustaría  explayarme, ya. Pero no... hoy no toca.




El caso es que tanto la época, como la estética, tiene mucho que ver con ese flashback mio. Hasta ahí el parecido, todo lo demás ni remota.
La otra tarde, día del espectador, fui al cine. Un plan que no frecuento ultimamente pero ésta vez sí. De los estrenos en cartelera era la que más nos interesaba. Conocia la versión anterior. No voy a negar que iba con dudas y curiosidad a la vez.
Me estoy refiriendo al remake que Sofia Coppola ha adaptado, escrito y dirigido, del clásico de los 70's de Don Siegel.
The Beguiled (El Seductor)
Guión: John B. Sherry, Grimes Grice (Novela: Thomas Cullinan)
Reparto: Clint Eastwood, Geraldine Page, Elizabeth Hartman, Darlene Carr, Joanne Harris
Fotografía: Bruce Surtees 
Tengo que hablaros primero de ésta pelicula, obviamente. 
Es de Malpaso Productions, la productora cuyo nombre viene de"un rio que pasa por mi propiedad, en Carmel, cerca de Monterey" en palabras de Clint Eastwood, el principal accionista. El sueño de todo actor para no perder dinero, controlar guión, director, interpretes y presupuesto.

Siegel y Eastwood colaboraron en cinco peliculas.  Dato importante. Un encuentro fortuito en los estudios de la Universal y amistad a primera vista, según leo. Pero volvamos a The Beguiled

 "El Seductor" viene a ser  "una rareza" un fracaso de taquilla, muy diferente a todo lo que había hecho hasta ese momento, es como una bofetada en la cara del espectador, al menos para los habituales de Eastwood porque (spoiler) encarna a un loser, un perdedor y en ese momento él era lo opuesto.
Encontramos a Clint Eastwood en su mejor momento físico.(¡¡!!) Eastwood metido en la piel de un soldado yanqui herido, Johnny McBurney McB, que se convierte en víctima de unas señoritas del sur, niñas y adolescentes (ninfas virginales) que le recogen y acogen en una especie de colegio-casa victoriana en mitad de un bosque en plena guerra civil americana. El soldado viene a perturbar sus vidas en todos los sentidos imaginables.


Geraldine Page junto con todo el reparto en El Seductor 

Y ahí hay morbo señores y señoras, hay miradas y feromonas descontroladas. Hay angustia y el miedo se palpa. Una película atrevida y moderna para la época (no sé qué hizo la censura con ella),una historia de celos y perversión, políticamente incorrecta en éstos momentos, muy incorrecta, añadiría, con diálogos y escenas de alto voltaje...una criada negra, Mattie, como era lo propio en ese sur y a la que podían  llamar negra sin que ardiera la finca porque ese era el argot.  Personaje que está en la novela, porque no todos los esclavos habían huido de las plantaciones.


Precisamente por estar más cercana en el tiempo de las revueltas en los EE.UU.-hablamos de 1971-apenas unos 3 años de la muerte de Martin Luther King, de las luchas por los derechos civiles, resulta sorprendente e interesante. Se exponen todos los puntos de vista, el de ellas y el del soldado, que mientras seduce y flirtea con todas, cae en sus delicados (a)brazos... y no sabe que está encendiendo una mecha que le va a estallar en la cara...¡ah... la naturaleza femenina!... No, quito lo de "femenina", dejemos mejor la naturaleza humana. Si no habéis visto ésta versión, os la recomiendo...luego ya me diréis.



A "The Beguiled" La Seducción IMDb... vista la de Siegel... le faltan cargas de profundidad,  a ver.. mucha señorita fina, educadisima, mucha atmósfera de bruma, luz de velas y objetos primorosos, rosas, bosque, fotografía...muy Sofia Coppola, ellas escondiendo sus celos y deseos reprimidos dentro de sus corsés... mucho violín, pianola y cancioncitas... entre actos inocentes risas y oraciones...(sin criada negra, ya que hablamos de supremacía blanca)...pero ni las correctas interpretaciones de Nicole Kidman y Kirsten Dunst junto con el resto del reparto de jóvenes actrices, Elle Fanning parece una adolescente de Manhattan, y un Colin Farrell  herido y mugriento que hace lo que puede, le llega a las botas a Eastwood, ni como seductor, seduce. NO, a mí no, desde luego. Ni miedo...ni la sensación de peligro que representa el hombre herido y furioso, a no ser el acto de venganza de esas mujercitas, que tras el ruido y la furia, se diluye como un azucarillo para luego recobrar la compostura..



Respecto a las críticas recibidas por no incluir al personaje de la criada negra Sofia responde y se defiende:

" No quería perpetuar un estereotipo ofensivo donde los hechos y la historia apoyaron mi elección de la configuración de la historia de estas mujeres blancas en completo aislamiento, después de que los esclavos hubieran escapado..." Coppola agrega que pensaba que la inclusión de Mattie y la cuestión de la esclavitud como una trama secundaria sería "insultante", antes de apelar a más "cineastas de color".
"Por otra parte, sentí que tratar la esclavitud como algo secundario sería un insulto. Más que un acto de negación, mi decisión de no incluir a Mattie en la película provienen de respeto...Espero sinceramente que esta discusión llame la atención en la industria, sobre la necesidad de más películas con las voces de los realizadores de color, y así incluir más puntos de vista e historias."

Desde luego es su película y puede hacer lo que quiera. Mi humilde opinión es que le resta más que le suma ignorar el personaje de Mattie. Los diálogos entre el soldado y ella aportan otro ingrediente a la masa que se fermenta en la de Siegel del 71... McB le pregunta a Mattie porqué no huye...ella escéptica le da sus razones, tampoco cree en el hombre blanco del norte. Y a todo ésto añadir una atmósfera claustrofóbica, una iluminación tenebrosa, sombría... los recuerdos, sueños y misterios de sus protagonistas y todo tiene más sentido.
Al jurado del festival de Cannes desde luego le ha seducido la propuesta ya que la premió con el máximo galardón a la mejor dirección. Y..¿quién soy yo para enmendarles la plana? pero...
para mí, como espectadora, ésta adaptación de Sofia Coppola es un producto descafeinado.. Correcta pero insulsa.



De todos modos, me agradaría saber vuestra opinión, sea la que sea... de una y de otra versión... Mismas pasiones y carencias, mismos trucos e intrigas, pero distinto enfoque y recursos para sobrevivir y conseguir lo que desean. Es todo lo que está...pero no está todo lo que es.Trailer



SALUDOS AMIGOS
ABRIL




               

24 comentarios:

David dijo...

Ay! No he visto la nueva y la vieja la tengo olvidada (aunque me gustó en su día...también tengo olvidada la de Honky Town que fue otro fracaso de Eastwood (también hacía de perdedor en esa) y también me gustó).
Lo de la criada negra me llama mucho la atención. Sin haber visto la nueva, me parece un error grave no quitarla. Es como querer "borrar" un pasado que está ahí y ahora no vamos a tocar eso que es de mal gusto. Tiene cierta relación con tu entrada anterior este tema.
La verdad es que no tengo muchas ganas de ver esta nueva versión. No me importaría revisar la original...pero tengo muchas pelis en espera.
Un saludito.

David dijo...

Era Honkytonk Man (El aventurero de medianoche).

David dijo...

ay! esto de escribir deprisa... me parece un error grave quitarla.

Josep dijo...

Buenas, Milady:

Tengo la primera en lista a repasar, en un montón de películas de Eastwood que han aparecido quitando el polvo de una estantería.

La vi de estreno en el cine y no he vuelto a verla.

En mi (escasa) memoria cinéfila, pertenece al grupo de películas de Eastwood como actor que menos me gustan.

Como es más que probable que en mi tierna edad de entonces esperara encontrarme con una del oeste con tiros a mansalva, puede que hallarme ante una película casi gótica con un sudor claustrofóbico omnipresente pletórico de erotismo soterrado me dejara un poco fuera de juego, de ahí mi interés en darle un vistazo.

Lo bueno es que lo decidí antes siquiera de saber que la niña Coppola se hubiera metido en camisa de once varas y se encomendase al diablo, porque de otro modo no puedo entender la elección de Colin Farrell como macho alfa: mal puede representar al gallo de semejante gallinero quien apenas sirve para polluelo.

Y además, su gafe es tan grande que lleva al desierto película en la que aparece. Me temo que ni ése premio otorgado a la niña Coppola les va a salvar los muebles. Esto es lo que ocurre, Milady, cuando las niñas buenas no hacen caso de los consejos de sus papis.... ;-)

O sea, resumiendo: que la original está pendiente de revisar y que la actual, pese a contar con mi querida Nicole, la dejaré pasar de largo.

Besos.

p.d.: esas excusas de la niña Coppola respecto a la eliminación de la fámula negra me parecen de un racismo galopante. O sea: que sean los negros los que se ocupen de hacer películas en las que salgan los negros.

Supongo que Francis Ford se habrá bebido una tina de su propio tinto, ante tamaño desatino. XD

V dijo...

En mi caso la sesión doble ha sido reveladora de x donde camina el cine actual y que nos ofrece el pasado. El resultado ha sido demoledor. El cineasta con oficio de buena ley le da una soberana lección a la autora posmoderna que trata de aportar su relectura particular.
El verano en este sentido ha sido desolador. Tanto en el caso de Dunkerque como aquí los ejercicios con gran complejo de ego autoral conducen a un ombliguismo que me hace añorar a aquellos sólidos artesanos que despachaban con gran oficio y menos ínfulas una película bélica o un melodrama con mucha más solvencia.
En ocasiones contar bien una historia y ponerse a su servicio de forma artesanal y con oficio termina convirtiéndose en un arte. Y Siegel es una buena muestra.
Por el contrario ahora contamos con autores sobrados de ego que terminan convirtiéndose en los auténticos protagonistas de filmes que intentan en vano reinventar el celuloide quedando en mi modesta opinión lejos de añejos y solventes films realizados con, me repito...oficio
Sofía en cada película cual Antonio López cree estar pintando al sol del membrillo en un presunto ejercicio de arte supremo mientras Don Siegel aplica solvencia y buen hacer a cada encargo. Conclusión...los viejos oficinistas les dan una lección a estos nuevos Leonardo da Vinci. Un abrazo

V dijo...

Ahhh se me olvidaba, el tema de la no inclusión del personaje de la criada negra es la fiel demostración del ego de la autora, que se considera capaz de borrar ella solita la exclavitud de un plumazo...en fin

Mrs. Sofia dijo...

Anda, qué casualidad, pues "La seducción" de Coppola es la última película que he reseñado en mi blog.
Antes de expresar mi opinión sobre la misma, hago inciso, a riesgo de que quieras asesinarme :P: a mí "Mujercitas" sí que me pareció la obra más cursi y edulcorada que he leído nunca. Pero eso es harina de otro costal, si algún día al final te explayas sería interesante ver tu punto de vista.

En cuanto a este remake cuyo origen yo desconocía, he de confesar que fue bastante decepcionante. No había visto nada de Coppola hasta el momento, pero pensé que menudo chasco si todas las cintas de la directora eran de este estilo. Ya me habían dicho que ella posee un estilo particular, pero bueno, para mí aún es pronto para juzgarla, así que me esperaré a "Lost in Translation".
Coincido por tanto en que es una cinta bastante insulsa. Por otro lado, pienso que sería muy interesante ver esa versión original en la que se basa, tal vez más directa y menos políticamente correcta.
Abrazos.

abril en paris dijo...

DAVID :

Tiene todo que ver con la reseña anterior. Ha venido rodado. La polemica de "Gone with the Wind". La Seducción de Sofia, la de Clint y ese maldito "buenismo" que nos invade y nos convierte a todos en "censores" y temerosos de expresarnos llamando a las cosas por su nombre (no se trata de ofender gratuitamente)o volviendo a lo anterior queriendo revisionar el pasado y reconvertirlo para que sea una píldora más fácil de tragar.
No sé si he visto la peli de Eastwood que mencionas y es del 82, pero sí que es verdad que en los 70's en pocas películas representaba a perdedores. Dicho por él, no quería que sus fans le vieran como tal y menos que unas señoritas le "castraran", aunque no es eso lo que sucede..ya me entiendes. De ese año es Harry el Sucio ¡alégrame el dia! y las que vinieron después.
De hecho pulieron mucho el guión, suavizaron un poco los personajes de las mujeres sureñas para que no fueran tan harpías. Clint era mayor que el soldado que representa pero con ese fisico.. ,rejuvenecieron a la criada negra (en la novela era mayor y más topica) para que tambien se sintiera atraída, y así todas al completo flipaban con él. La cuestión es que en la vida real tambien era un ligón de tomo y lomo. Pero la peli no deja de ser casi un cuento de terror gótico.
Luego vinieron otras y ya conocemos su trayectoria.
Ésta es interesante por la "rareza" en su filmografia de entonces.
Luego ya nos ha mostrado su "sensibilidad"...en Los Puentes de Madison por poner sólo un ejemplo.

Saluditos

Josep dijo...

¡Ep! Me auto corrijo: The Quiet Man, naturalmente, dura poco más de dos horas.

David dijo...

Y La hija de Ryan se pasa en un suspiro...

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Con tu blog, suelo descubrir algo más que no sé de cine.
Leí ese libro, incluso alguna continuación, en una colección llamada Robin Hood, con interesantes ilustraciones.
No sabía de la versión anterior, con Clint Eastwood. De la nueva, sólo vi el traiCler, algo que puede ser engañoso. Nicole Kidman, algo siniestra, y Kristen Dunts me pareció que estaban acordes.

Sobre las nuevas versiones, La máquina del tiempo, dirigida por Simon Wells, descendiente de H.G. Welss me pareció menos interesante que la versión anterior. Que creo que captó más de la novela.

Y el tema del racismo se ha planteado muy bien en la serie animada de los 90, de los X-Men. En un viaje en el tiempo, la mutante Storm es discriminada, por su color de piel, además de por mutante. Lo que les parece dificil de creer a los X-Men.

abril en paris dijo...

JOSEP :

Ya veo que estás de "limpieza" y la deriva que ha tomado el tema de más abajo me ha distraido un poco. Sorry

Tu comentario no hace más que confirmar lo que sé de la pelicula de Eastwood. Que no era "propia" de Clint que fue una apuesta ariesgada y que no gustó a los incondicionales de su cine de acción y triunfadores.

Con lo cual ahora que has "crecido", estaría bien darle otra oportunidad. Ya me dirás qué te parece.;D

De la "hijísima" a la que no quiero robar sus méritos, diriá que se queda en la superficie. No es una cineásta que me entusiasme. Y las declaraciones me parecen de un cinísmo impresionante irónicamente además de racistas, pretendiendo lo contrario.

A su papa no creo que le moleste, más bien se sentirá orgulloso. Los papis sienten debilidad por sus niñas.;)

Besos. Milady

abril en paris dijo...

VICTOR :

Si yo no digo que no haya que valorar el cine actual, que piense que como ya se hizo todo tienen, los cineástas de hoy, que tirar los trastos y dedicarse a otra cosa...alguno sí me temo... pero es que cuando te pones a revisar, al menos que la propuesta aporte algo.

Lo del ego es complicado. Si no afecta a la obra, si se creen divinos al menos que nos transporten a las estrellas...Fly me to the moon..! o nos dejen con la boca abierta, con algo que nos divierta o nos haga reflexionar... pero aburrir a las ovejas... no, gracias.

De todas formas, yo aún tengo una lista laaarguisima de peliculas por revisar antes de morir.

Un abrazo

Pd. Volviendo al tema de la criada. Creo que es un error importante pero más las declaraciones a posteriori.

abril en paris dijo...

MRS SOFIA :

Es tan de actualidad la pelicula de Coppola que había que comentarla y además le he visto un punto, al revisar y compararla con la Eastwood que merecía traer aquí a proposito de "lo políticamente correcto".
Si puedes échale un vistazo a la Clint/Siegel.

Ya ves que tambien para mí la de Sofia ha supuesto una decepción, al menos en eso sí estamos de acuerdo.

Sobre Mujercitas, entiendo que debido a las muchas versiones de la novela "adaptada" para niños resulte muy adulcorada para según quién. Yo la leí de niña y me encantó. Luego se ha editado una versión más "adulta" que se ajusta más a la novela original de la autora y no me parece nada cursi. Tambien hay que contextualizar, por supuesto. Al igual que con las diferentes versiones que se han hecho para el cine de ella.
Y cada cual tiene sus gustos, eso ante todo, nada de "asesinatos" jaja.;D

Un abrazo.

abril en paris dijo...

EL DEMIURGO DEL HURLINGHAN :

¿Te refieres a la novela de Mujercitas? Sí, hay muchas ediciones. Juveniles e infantiles. La revisión del clásico de la editorial Lumen del 2004 está muy bien porque es más completa que lo que se ha publicado anteriormente.

Ahora tenemos tantos remakes, unos acertados y otros francamente innecesarios, que siempre dará lugar a críticas. No sé en realidad a qué se debe si a falta de imaginación o al deseo de "mejorar" o "modernizar" lo anterior con las técnicas de cine de ahora. Y en mi opinión eso no es todo. Se necesita un buen guión y aportar algo más.

El tema del racismo, desgraciadamente no ha terminado. Sigue siendo un problema, demasiados "ismos"... No aprendemos, parece.
Al menos hay otra sensibilidad para denunciar injusticias pero eso no impide que sigan existiendo.

Saludos

miquel zueras dijo...

De momento no me seduce nada ese remake. Coppola no es Siegel (que dirigió un gran western olvidado "El último pistolero" con un John Wayne muy enfermo) y desde luego Farrell no es Clint Eastwood. Dudo mucho que esta versión conserve el clima asfixiante, como de cuento gótico, de la anterior. Incluso Stephen King reconoció haberse inspirado en "El seductor" cuando escribió "Misery", quizás su último libro interesante.
Saludos!
Borgo.

abril en paris dijo...

MIQUEL ZUERAS :

Aburre un poco, sobre todo si tienes reciente la de Siegel. Recuerdo la película de Wayne,con James Stewart, se notaba su enfermedad y me dió mucha penita, la verdad.
Lo de Farrell para mí es un error de casting...no resiste la comparación con Eastwood.
No sabía ese detalle que apuntas de Stephen King. Lo creo porque es exacto, el climax es así, agobiante. Y las miradas mucho más ansiosas.

Saludos, Miquel

Marcos Callau dijo...

No las conozco, Abril pero puestos a ver una de ellas, por spuesto, ya sabes cuál elijo: la de Siegel, la clásica. Además, por loq ue has contado, me interesa esa faceta de Eastwood, algo diferente. Saludos.

abril en paris dijo...

MARCOS CALLAU :

Hola, Marcos. Me alegra verte por aquí.

Estoy segura que acertarías eligiendo la de Siegel. Es una pelicula interesante, casi de "terror", diferente a lo que hacía Eastwood en esa época, por eso no se entendió, pero el tiempo le ha dado la razón a Siegel al acometer el proyecto.

Saludos, Marcos

Nury ruri dijo...

Pues mucho no puedo opinar porque no he visto ninguna de las dos y si he visto la primera ya ni me acuerdo. Pero así, a priori, donde esté Clint... Creo que buscaré primero ésa y la nueva me lo pienso porque no me llama tanto la atención la verdad.
Un abrazo.

abril en paris dijo...

NURY RURI :

Hola, Nuri.

Aunque no tengas ninguna referencia de las peliculas al no haberlas visto, algo habrás oido por la publicidad y desde luego es preferíble localizar la del 71 con Clint Eastwood, si puedes, pero no seré yo la que diga que no hay que ver la de Sofia Coppola. Ella tiene sus fans y su mirada sobre las historias que cuenta.
Lo que digo es que ésta pelicula en concreto es descafeinada.

Gracias por comentar, de cualquier modo.

Otro Abrazo

abril en paris dijo...

Posdata :

Ah, otro detalle que me falta, la banda sonora apenas es audible, salvo el momento en el que cantan las niñas. Seguramente está hecho a posta.
En la adaptación de Siegel el tema se va tornando siniestro porque la situación tambien.
De todos formas ambas peliculas tienen sus defensores y detractores, una por cierta misogínia y la otra por lo contrario.

Fernando R. Genovés dijo...

Ay, querida amiga Abril. Hace tiempo que no pasaba a visitar tu blog. Serán las nuevas costumbres, ¿verdad? Ciertamente, un blog como el tuyo sigue siendo insustituible para los buenos análisis de películas. Como en este caso. Vayamos, pues, al "caso The Beguiled".

Vale, en pocas palabras. No pienso ir a ver el remake (o lo que sea) hecho por Sofia Coppola. En general, me resisto a ver "manoseados" los clásicos que amo. Y 'The Beguiled' es una película que estimo enormemente. La vi de chico en su estreno y me impresionó mucho (era cine de estreno y, tras su primer pase, me escondí de los revisores para poder ver el siguiente pase). Desde entonces la he visto un montón de veces. Una obra maestra.

No, no van a ensombrecer ese recuerdo. Y me alegra leer tu firme posición al respecto.

Salucines

abril en paris dijo...

FERNANDO R. GENOVÉS :

Me alegra saludarte por aquí, amigo Genovés.

Casi estaba segura de que tus gustos irían en esa dirección. Y entiendo que si la viste de jovencito (precoz),te impresionara bastante. Desde luego la pelicula es una rareza en la filmografía de Eastwood. ;)
Poco más que añadir porque, una vez más en ésto del clásico, estamos de acuerdo.

Salucines

EL SIMBOLO DE PARIS

EL SIMBOLO DE PARIS
Acuarela Fabrice Moireau.Rue Saint-Dominique